Tungsram vuelve a iluminar el mercado de la posventa

En 1989, el histórico fabricante húngaro Tungsram fue adquirido por la omnipresente General Electric Company. 30 años más tarde y tras la decisión de GE de desprenderse de su división Lighting, Grupo Tungsram recupera una línea de negocio que nunca dejó de sentir como suya y ya prepara el relanzamiento de una marca que los más veteranos de nuestra posventa seguro no han olvidado. Lo hablamos con Victor Almenara, director de Ventas de GE Lighting para España y Portugal en las oficinas de Pacar Central, distribuidor oficial en España de las lámparas General Electric-Tungsram.


Víctor Almenara Gemeral Electric Tungsram

Antes de nada, ¿cómo debe identificaros el mercado en estos momentos? ¿Como Tungsram o como General Electric?

Victor Almenara: De momento, como ambas marcas puesto que aún ofrecemos servicio para las dos. En cuestión de meses, la empresa será nombrada y establecida como Tungsram y progresivamente incrementaremos el catálogo de productos de la marca hasta llegar a un surtido igual y progresivamente mayor al que ofrecemos actualmente con General Electric, marca que eventualmente dejaremos de suministrar al mercado.

Se trata de un proceso de transición que debe realizarse con delicadeza y midiendo muy bien los tiempos. Tungsram empezó a principios de abril de este año y nos hemos comprometido con nuestros clientes asegurándoles dos años de reabastecimiento de los recambios General Electric para el aftermarket (no así para OEM), hasta abril de 2020.

¿Cuál es la estructura de la compañía en estos momentos?

V.A.: La estructura se mantiene solo que ahora, en lugar de mandar una compañía norteamericana de nombre GE, lo hace el alemán Joerg Bauer, presidente y CEO de Grupo Tungsram. Es la persona idónea para este proyecto porque hace más de 20 años que trabaja para distintas empresas de General Electric y además es residente en Hungría, sede de Tungsram. Por lo tanto, es una persona capaz de mezclar la cultura y tradición propias de Tungsram con el conocimiento propio del sector que le han proporcionado todos estos años en General Electric.

Por supuesto, también deberemos aprovecharnos de la fuerte cultura de General Electric. Quienes hemos estado allí dentro sabemos lo que nos ha marcado y, de hecho, distintas empresas han empleado el modelo de General Electric en distintos trainings, cursos y políticas de empresa. Pasar por esa compañía supone una experiencia increíble y hay que saberle sacar todo el provecho.

¿Y vuestra estructura en España?

V.A.: Desde el pasado 1 de noviembre, la mayoría de los países ya operan oficialmente bajo el nombre Tungsram pero no es el caso de países como el nuestro o como Italia, donde el periodo de transición va a durar más tiempo. En España, antes éramos GE Lighting Appliances España S.A. y ahora, aunque somos una empresa 100% propiedad del Grupo Tungsram, nos llamamos GE Lighting España S.L.U. La previsión es que, en pocos meses, el nombre de la compañía incorporará Tungsram.

En cualquier caso, el negocio vuelve a Tungsram, quien paradójicamente se lo vendió primero a General Electric en el 1989…

V.A.: Así es, se trata de volver al origen de todo, deshacer lo hecho. De ahí que hablemos del relanzamiento de Tungsram, una marca que en ningún caso llegó a morir, sino que sencillamente no ha tenido visibilidad en España durante los últimos años. En otros países, especialmente en los de Europa del Este, Tungsram siempre ha vendido más que GE en el mercado de la posventa, supongo que por una cuestión histórica. No podemos olvidar que Tungsram acumula más de 120 años de historia, se trata de una empresa de origen húngaro que empezó a operar en el año 1896 y cuya trayectoria ha estado siempre marcada por un espíritu innovador.

General Electric Tungsram Pacar Central

Victor Almenara, acompañado del equipo que conforma Pacar Central

Hablemos de Tungsram, marca muy conocida por aquellos profesionales del taller que acumulan más años de experiencia.

V.A.: Efectivamente, Tungsram ya fue una marca de éxito en España gracias al grupo Valeo, su distribuidor por entonces. Fue una época espléndida para la marca, junto a Valeo se hizo muchísimo trabajo y se lograron muchísimas ventas, y todo el mérito fue de Valeo porque aporto su estructura y una fidelización de clientes espectacular. Además, durante un tiempo prolongado, Valeo solo vendió Tungsram como marca externa, el resto era producto propio.

¿Cómo afronta Tungsram su vuelta al mercado del aftermarket?

V.A.: Si algo tenemos claro es que la mejor puerta de entrada al mercado del Recambio es el suministro de nuestros productos a Primer Equipo. Se trata probablemente del argumento de venta más potente. Con General Electric lo hicimos así, nos funcionó y planeamos hacer lo mismo con las lámparas Tungsram, cuya fabricación y estándares de calidad serán idénticos a los productos GE.

En estos momentos, podemos suministrar a Primer Equipo una gama de producto Tungsram idéntica a la que ofrecemos bajo la marca General Electric dado que ésta ya está homologada. Hablaremos con nuestros clientes del aftermarket a nivel mundial y les explicaremos que, a partir de mediados del 2019, ya vamos a poder abastecerles bajo la marca Tungsram del mismo catálogo actual de GE. Aquellos que quieran seguir comprando la marca General Electric hasta abril del 2020 no van a tener ningún impedimento en hacerlo, aunque lógicamente nos interesa que la transición de General Electric a Tungsram se haga cuanto antes mejor.

Nos resulta curioso el hecho de que, a pesar de ser una marca histórica que recibe además el testigo directo de una compañía tan importante y bien valorada como General Electric, tengáis que andar con presentaciones…

V.A.: No lo vemos como una presentación como tal, sino como el anuncio de un cambio, de una nueva etapa. Queremos que el cliente sepa que sigue contando con las mismas garantías de calidad y servicio de la que venía disponiendo hasta la fecha.

Además, a pesar de que, como bien dices, es una marca histórica, ésta se presenta con una imagen modernizada y una gama adaptada a las necesidades actuales.

En un momento como este, ¿puede más la presión o la ilusión?

V.A.: Existen ambos sentimientos y hay que saber gestionarlos y compaginarlos. Hasta ahora formábamos parte del “monstruo” General Electric, una compañía de alcance mundial en donde la división de iluminación suponía una parte muy pequeña del pastel y no existía presión al término de cada ejercicio. Ahora las cosas han cambiado, somos la filial de Tungsram en España y el negocio debe funcionar sí o sí.

Por otra parte, nos entusiasma saber que Tungsram planea desarrollar tecnologías y productos para otros campos más allá de la iluminación. Tungsram no solo ha adquirido una línea de producto que domina a la perfección y que antaño ya fue suya, sino que tiene muy clara la idea de seguir innovando y expandiéndose, dando fuerza a la marca con nuevas ideas. Esto, sumado a los muchos puntos fuertes de la empresa hace que el momento actual sea de mucha responsabilidad, pero también de una euforia contenida. Queremos recuperar la imagen que Tungsram ostentaba antes de la compra por parte de General Electric en 1989 y creemos saber cómo hacerlo.

 

Más información en automotive.tungsram.com/es

tungsram

 

Espacio patrocinado por Advertisement
Espacio patrocinado por Advertisement
Espacio patrocinado por Advertisement


No hay comentarios

Escribir comentario