Los fabricantes de rodamientos explican la importancia de este componente en materia de seguridad

La mayoría de vehículos están equipados con rodamientos que proporcionan información para sistemas como el ABS, el ESP o el GPS, entre otros.


En vísperas de los desplazamientos masivos con motivo de la Semana Santa, la iniciativa ‘Elige calidad, elige confianza’ (ECEC) se apoya en sus fabricantes de primer equipo NTN-SNR, SKF y Schaeffler para realizar una aproximación al papel que juegan los rodamientos de ruedas en la seguridad de los vehículos.

rodamientos de rueda y seguridad del coche

Los fabricantes argumentan

Las tres compañías adheridas a ECEC y especialistas en el desarrollo y fabricación de este tipo de componentes advierten que, al tratarse de un componente de seguridad, la elección de un rodamiento con sensores integrados de baja calidad puede ocasionar desde fallos en la señal ABS hasta su activación repentina, lo que puede perturbar el comportamiento del sistema de frenado, pasando por un incorrecta interpretación de las velocidades de cada una de las ruedas por el ordenador.

En la actualidad, la mayoría de los vehículos están equipados con rodamientos de rueda que proporcionan información para sistemas como el ABS, el ESP, el GPS o el freno de aparcamiento eléctrico, lo que aumenta su carácter de componente de seguridad.

En este sentido, desde Schaeffler subrayan también que un rodamiento en mal estado, además de daños en el sistema de frenado y en el mantenimiento de los vehículos, puede provocar “desde temblores en el tren de rodaje que se perciben como como vibraciones y que, en el caso más grave, puede provocar la salida del vehículo de la vía”.

Así, es importante prestar atención a posibles síntomas de fallo de un rodamiento de rueda. Según SKF, estos síntomas de fallo vienen dados por una rumorosidad y, en casos extremos, traqueteos, golpes y chirridos durante la circulación. Las principales causas que provocan estas averías suelen ser golpes en la rueda al aparcar o al tomar un bache, una carga excesiva en el vehículo, contaminación por rotura del retén de rodamiento y entrada de suciedad, así como cuestiones ambientales como que el vehículo se mueva por ambientes salinos.

Por su parte, NTN-SNR destaca que “el buen funcionamiento de un rodamiento de rueda depende de la calidad del rodamiento, de su montaje respetando las recomendaciones del constructor, así como de la calidad de los componentes”. Y es que la mala calidad del material, del tratamiento térmico o del revestimiento pueden poner en peligro la seguridad de conductor y pasajeros.

En este sentido, desde la compañía señalan algunos factores que diferencian los rodamientos de calidad frente a otros, tales como la innovación y mejora continua de los productos y procedimientos de fabricación, la mejora de los materiales y tratamientos térmicos de cara a su fiabilidad y duración, evitar la entrada de polución y la falta de lubricación, simplificar los procedimientos de ensamblaje optimizando la fijación de los rodamientos en sus aplicaciones, la utilización de grasa lubricantes específicas y de materiales optimizados, la reducción del gasto energético por disminución de la fricción, así como la optimización del tamaño y la reducción de peso.

El futuro del desarrollo de los rodamientos de rueda

Tanto para NTN-SNR como para SKF y Schaeffler, el futuro de los rodamientos de rueda se encamina al desarrollo de productos orientados a la eficiencia. Para la última, este desarrollo está muy enfocado a “minimizar los consumos y las emisiones de CO2, pero garantizando siempre la seguridad del vehículo y la mejora de la experiencia de conducción”. En esta línea, la alemana ha desarrollado rodamientos de ranuras radiales que llevan consigo un significativo aumento de par y reducción de peso, y con ello, del consumo.

Por su parte, NTN-SNR colabora con importantes constructores para llevar a cabo el desarrollo de vehículos de alta eficiencia energética y medioambiental, diseñando rodamientos para motores híbridos y eléctricos. Se trata de rodamientos aislados eléctricamente, con un nivel de rendimiento elevado, juntas con muy bajo rozamiento, grasas de larga duración, cuerpos rodantes de cerámica, así como tratamientos de superficie específicos e integración de captadores múltiples para velocidad, temperatura y posición.

Finalmente, desde SKF se subraya que el futuro de los rodamientos llevará a modelos cada vez más compactos y robustos, con conceptos modulares evolucionados con sensores integrados.

 

elige calidad, elige confianza

También te puede interesar:

 

Espacio patrocinado por Advertisement
Espacio patrocinado por Advertisement
Espacio patrocinado por Advertisement


No hay comentarios

Escribir comentario